Lunes, 04 de abril de 2005
DIARIO LA GACETA DE TUCUM?N


TORNEO ARGENTINO A

El ?decano? se despert? a tiempo

Atl?tico estuvo dormido durante gran parte del cotejo, pero despu?s arroll? a Douglas Haig.

Pas? a las semifinales. Cafasso, Robles y Zerrizuela anotaron los goles. El planteo del conjunto de Pergamino se derrumb? en los minutos finales.


?Est?n dormidos. ?Nadie les avis? que el partido se jugaba por la ma?ana?? En el Monumental los hinchas estaban preocupados. Miraban el reloj y, en voz baja, preguntaban por qu? el equipo no hab?a aparecido por el estadio. Faltaban algo m?s de 15 minutos y el partido parec?a encaminado hacia los penales. Pero de pronto Fernando Cafasso hizo sonar el despertador y sus compa?eros reaccionaron. El pampeano anot? el gol que abri? el camino de Atl?tico Tucum?n a las semifinales. Despu?s, todo fue del ?decano?: dominio absoluto en el campo de juego y fiesta en las tribunas. El 3 a 0 suena a exagerado. Pero el triunfo es justo y la clasificaci?n, merecida. Ahora hay que enfrentar a Uni?n Sunchales.
No fue tarea sencilla para Atl?tico sacarse de encima a Douglas Haig. Tuvo que esforzarse demasiado, y cuando se dio cuenta de que el f?tbol estaba ausente apel? a la fortaleza an?mica para quebrar a un rival que t?cticamente se mostr? ordenado hasta el gol de Cafasso.
La balanza se inclin? en los ?ltimos 15 minutos. Atl?tico necesit? esta vez una dosis de fortuna, esa que es bueno tener cuando se ingresa a las instancias decisivas de un torneo. El remate de Cafasso se desvi? en un hombre de la barrera y descoloc? a Patricio Abraham. Era la ?nica forma de superar al grandote arquero visitante, que mostr? solidez en el juego a?reo y realiz? varias atajadas interesantes. Incluso los otros tantos llegaron de rebote. S?lo as?, mediante dobles chances, pudieron vulnerarlo.
Atl?tico sufri? la falta de un conductor. Felipe Desagastiz?bal se ubic? en el sector derecho para juntarse con Marcelo Zerrizuela y Mart?n Uranga. Por momentos tocaron y desbordaron, pero el ex jugador de Defensa y Justicia estuvo impreciso con la pelota y siempre fall? en la ?ltima maniobra. Ante la baja producci?n de los que m?s saben, el protagonismo lo asumieron los defensores. Mart?n L?gori, Federico Martorell y Cafasso, empujaron a sus compa?eros. Especialmente el lateral izquierdo, que por momentos marc? el camino para llegar al arco visitante con sus desbordes. Adem?s, V?ctor Riggio no dud? en arriesgar y orden? el ingreso de H?ctor L?pez y de Fernando Robles. Durante varios minutos junt? en el campo de juego a los cuatro delanteros.
En un partido donde los defensores tienen tanto protagonismo, la l?gica indica que la definici?n debe llegar a a partir de jugadas con pelota parada. Atl?tico aprovech? su chance; Douglas Haig, no. Y fue Cafasso, el hombre del partido, el encargado de rematar el tiro libre que, tras desviarse, se transform? en el primer tanto. Entonces cambi? todo. El conjunto de Pergamino no pudo reaccionar. El local se sac? la presi?n de encima y encontr? los espacios necesarios para liquidarlo. ?El Gordo? Robles, que entr? con su habitual hambre de gol, anot? el segundo. Y Zerrizuela les dio la estocada final a las aspiraciones del conjunto de Pergamino, con el tercero.
Despu?s, el delantero se excedi? en los festejos y fue expulsado. Un problema para Riggio, que se agrava porque Uranga fue amonestado. Si los n?meros estaba vez son correctos, acumul? la quinta amarilla y ser? suspendido. La dupla ofensiva se perder? el pr?ximo partido. ?Para preocuparse? Despu?s. Ahora es tiempo de festejos y de alegr?a. Atl?tico ya est? en semifinales, y eso no es poca cosa.
Publicado por chocoadaro @ 8:24
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios