Martes, 30 de agosto de 2005
"No podemos perdonar tanto"

Gentileza: Daniel Lovano / EL POPULAR


"Los an?lisis que hicimos en el micro; los an?lisis que hicimos cuando paramos para cenar, y el que seguimos haciendo ahora es que al partido lo tendr?amos que haber tratado de definir en el primer tiempo, porque en este torneo no te perdonan. No podemos perdonar tanto, seis, siete, u ocho situaciones claras de gol, porque en este nivel te embocan y se termin? el asunto". El an?lisis que hizo el entrenador de Racing, Hugo Tenaglia, sobre el momento clave del partido no difiri? tanto de lo visto desde el precario sector de prensa del estadio "Mario Sebasti?n Diez" de Juventud de San Luis.


-?Le est?n haciendo pagar la diferencia de categor?a?

-Exacto. Primero no hay que cometer errores, porque te la meten en el arco, y cuando hay ocasiones tenemos que meterlas. Llegar cinco o seis veces como visitante es una enormidad; nosotros llegamos y no convertimos. Yo pienso que Luj?n de Cuyo ac? va a tener pocas situaciones, pero si fallamos y Paratore tiene una, la manda a guardar. Esa es la diferencia, y nosotros no podemos fallar tanto. Despu?s, en el segundo tiempo fue distinto, porque nos tiramos muy atr?s.

-?Fue una orden t?ctica, un problema f?sico o una reacci?n inconsciente de los jugadores?

-No, la idea era salir a apretar m?s que en el primer tiempo, porque el doble 5 de ellos estaba jugando muy libre, entonces les dije a Hern?n y a Gast?n que salieran a presionar m?s arriba. Lo que pasa es que al verse superados, se fueron retrasando, y ellos adem?s la pegaron con el cambio. A lo ?ltimo, como llegaban con centros y nunca por abajo, pens? que con la inclusi?n de Pablo (Ponce) faltando siete u ocho minutos estaba liquidado el partido.

-?No lo pens? con Tavare por Altamirano, exigiendo arriba en lugar de aguantando abajo?

-No, porque est?bamos tirando muchos pelotazos. Me inclin? por adelantar a Mauro y descansar en su capacidad para entretener la pelota all? adelante. Carlitos se la hubiese pasado corriendo a los defensores, o bien habr?a tenido que bajar a buscar la pelota muy atr?s.

-?C?mo analiza la jugada del segundo gol?

-?El ida y vuelta de la pelota? Creo que en el movimiento nos sorprendieron con algunos jugadores de ellos sin marca.

-?C?mo est? Rodas?

-Hasta ahora tiene una distensi?n muscular, pero le vamos a hacer los estudios para saber si tiene algo m?s.

-?Complica eso para el domingo?

-S?, claro, porque nosotros no tenemos recambio. Yo les dec?a a los dirigentes que cuando empezaran a llegar lo malos resultados, se iban a dar cuenta de que cont?bamos con un plantel corto. Si a m? se me llega a lesionar Guevara, ?a qui?n pongo?

-Para colmo la expulsi?n de Palomeque.

-?No podemos hacernos expulsar de esa manera! No tenemos plantel para quedar con un hombre menos, sobre todo para lo que viene. Para m? la expulsi?n es una jugada al extremo, para evitar un gol o por llegar tarde en una pelota r?pida. Una reacci?n con el partido liquidado no tiene sentido. No s? que le habr? pasado, porque Mauro es un jugador muy reflexivo.

-?Por qu? no juega Bricka?

-Porque est? bajo futbol?sticamente todav?a; pero lo tengo en cuenta, por supuesto. Es un jugador que tuvo su nivel en el pasado torneo, por eso me da bronca que justo lo haya perdido en el comienzo de este campeonato.

-?Es inoportuno que venga justo ahora uno de los monstruos de la categor?a, como lo es Luj?n de Cuyo?

-No, al contrario. Me parece el momento m?s adecuado, porque nosotros necesitamos un equipo que tenga su presencia, que motive a los jugadores y que nos haga mover en la cancha. No nos va a vapulear, porque es un equipo que juega muy retrasado, que busca el pelotazo. Es un equipo que hace su juego, y lo hace muy bien. Nos motivaremos sabiendo que es uno de los candidatos del torneo.
Publicado por Claudio_Macuso @ 20:21
Comentarios (1)  | Enviar
Comentarios
Publicado por Invitado
Mi?rcoles, 31 de agosto de 2005 | 12:32
VAMOS LOS CHAIRAS!!!!, NO NOS PREOCUPEMOS QUE YA VA A ENTRAR, TENEMOS UNA MALA LECHE TERRIBLE, EL DOMINGO SE NOS DA CON CUYO Y LE PINTAMOS LA CARA