Martes, 11 de abril de 2006
Es lo peor que me pas?

El defensor de San Mart?n, Mario Vera, ser? operado de la fractura del malar, pero no pierde la esperanza de lograr el
ascenso.



??Eh! ?Eh! ?Dale, dale!?. Entre grito y grito, la voz de Javier Lavall?n se hizo vozarr?n; grave, como la situaci?n que silenciaba a la multitud. Mario Vera hab?a chocado su rostro con la cabeza de Juan Monge. Los defensores buscaban despejar una pelota sin peligro, pero fue el lateral izquierdo quien encendi? la alarma. En ese momento, los gritos del arquero hacia el banco de suplentes subieron de tono; Vera estaba boca abajo en el suelo, sin moverse, con las manos palpando un dolor que minutos despu?s se oficializ? como ?fractura de malar con desplazamiento?, seg?n el diagn?stico del doctor del ?santo?, Samuel Semrik.
?Alcanc? a verlo a Juan Monge, pero como ?l estaba lejos, pensaba que no llegar?a y me puse a ver la pelota; cuando salt?, no sent? la pelota, s?lo el golpe. Antes de eso me hab?an chocado desde atr?s y despu?s lo vi por la televisi?n. El que me empuj? fue el 8 (Marcelo Leal). Quiz?s si no me empujaba hubiera sido menor el golpe. De todas maneras no estoy enojado con ?l?, dice ahora Vera, tras la lesi?n que sufri? ante La Florida. La misma que le impedir? estar sin jugar durante un mes y medio y coincide con la finalizaci?n del campeonato.
?Me acuerdo de todo: ten?a los ojos cerrados porque estaba mareado y todo me daba vuelta. Pens? que si los abr?a era peor. Escuch? los gritos de ?Javi? y los de otros compa?eros, pero despu?s empec? a abrirlos de a poquito. Al pararme me sent?a mareado, pero segu? unos minutos porque pensaba que el golpe se iba a pasar y le dije al doctor que esperara. Hasta que ya no pude m?s. No pod?a hablar por el dolor?, cuenta y se se?ala el sector inflamado.
El relato parte desde la habitaci?n 301 del sanatorio ubicado en Marcos Paz al 900. En el cuarto que ocupa desde el s?bado est?n la madre, tres t?as, la novia y un primo. Mientras las chicas matean y el nene hace zapping, Mario quiere mostrarse entero, aunque cueste...
?Delante de ellos siempre trato de estar bien. Pero en el vestuario me sent? muy mal cuando me dijeron que estar? entre seis y ocho semanas sin jugar. Es lo peor que me pas? en mi carrera. Nunca me hab?a lesionado y justo me pasa ahora, en la parte m?s importante del campeonato. Es dif?cil, pero s?lo trato de pensar en la recuperaci?n?, anhela el morocho que ser? operado ma?ana por Semrik y por Alfonso Pacios. El defensor no tiene otra que esperar para el regreso sea con la frente en alto. Para que sus sue?os de ascender no terminen as?
Fuente: La Gaceta
Publicado por Castro.Christian @ 12:17
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios